Tras dos años de haber sido operado aún continúan las molestias por lo que he decidido realizar el programa de rehabilitación.

Actualmente me encuentro con sensaciones en la pierna derecha que me recuerdan los peores momentos de la lesión.

Tras haber realizado la semana cero observó que se está trabajando bastante la zona afectada realizando móvimientos que yo pensaba que no debía realizar dada mi situación por lo que estoy un poco desconfiado aunque continúo.